martes, 18 de febrero de 2014

¿Dónde quedaron tus ganas?


¿Dónde quedaron tus ganas de mí? ¿En el cajón de las mentiras o en la de los sueños sin cumplir?

¿Dónde quedó tanto deseo, tantas caricias que no recibí?

¡Donde la poesía que tu tenías para mí!

Mi cuerpo aún tiembla de ganas y mi alma arde en llamas de tus besos, de tu boca, de tus manos sobre mí, fuertes y aterciopeladas, como me las he imaginado sin fin.

¿Se extraviaron tus caricias, o solo se diluyeron en algún rincón entre el tiempo y la distancia?

Ya no las oigo. Ya no las veo.

Decoloradas las siento entre la duda y el deseo.

Mis puertas, mi cuerpo y mis ganas están abiertas para ti… Dime dónde te veo para que me lo expliques a mí.
 

2 comentarios:

  1. Me gustó mucho...está ligero directo pero elegante....me gusta esa frase de poesía combinada con deseo....es como iniciar el corazón en un encuentro de un amor sin pausa.....aunque es un reclamo bello puedo decir que me encanta....que hadta podría ser personal.....

    ResponderEliminar